Cartas de amor no enviadas

 

 

 

 

 

“Amada mía”

Aquí en la penumbra de mi alcoba, siento amada mía como tu llegas, cuando siento el calor de tu presencia, y entonces escribo, si escribo esta carta para decirte cuan real es lo que siento por ti, como cada momento de mi vida es parte de tu existencia, de ese amor que un día juramos, y que se mantendrá vivo por toda la eternidad.

Y me recreo pensando nuevamente donde estas, porque te siento tan cerca, que dudo hasta de la distancia, si esa que osa separarnos, pero mi pluma es un canto al encuentro, a sentirte mía y cerca de mí, a sentir uno y otro tus besos en mi boca, y enloquecer pensando que aquí estas.

Todo este amor que ha crecido con el tiempo es deseo y ansias de tenerte, de poseerte, de hacerte mía cada momento de mi existencia. Y te escribo si, letra a letra, palabra a palabra. Ese es nuestro amor el que yo siento por ti y tu sientes por mí. Y esta carta que te escribo, cuando llegue a tus manos harán vibrar en ti la certeza de nuestro encuentro.

Te amo más allá de la distancia

Vice

Fortaleza, Brasil Noviembre 18, 1994

Esta entrada fue publicada en Miscelaneas. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Cartas de amor no enviadas

  1. Guadalupe dijo:

    Precioso de veras aunque no he leído todo. Es todo un encanto de versos. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *