0 votos
1 visitas/día
4394 dias online

El final de mis miedos - Poemas de Santiago Castillo



Poemas » santiago castillo » el final de mis miedos




El final de mis miedos
Poema publicado el 12 de Septiembre de 2010

Dolores vagos de conciencia vacía
Penas que vienen y van
Rondando en esta espesa amargura
De solsticio infernal
Cegando lo que no debo ver.

Mente de indecisión prematura
Copos de nieve blandos
Al reunirse en lo más efímero de mi ser
Es nada imprevisto
Lo real es más real que nunca
Y mis miedos son más temerosos de un futuro indeciso

No puedes crecer?
No crezcas, estás perdiendo la luna
Al tratar de volar hacia el sol.
Quema, quema.
No le temas, que el dolor te hace fuerte,
Y la luna te concilia en con un frió de besos ausentes.

Y que si no lo hice bien?
No existe el bien sin el mal,
Valora lo que eres
Así que corre, sal
Que tu mente está atrapada 
En un laberinto en el que lo metes
Día a día, sin poder encontrar la salida

No te detengas, solo sigue
Que la luz no se encuentra en la noche.
Ni en el día
Se encuentra dentro de ti
Esperando iluminarte si es que tu se lo pides

Las herramientas están dadas,
Eres tú contra un ejército
Saca tu escudo de plata,
Acércatelo al corazón
Porque ahí es donde más atacan

Anticipa lo que vaya a pasar
Que nada te sorprenda
Y cuando llegue el momento lo sabrás
Prepárate que no va ser fácil

No esperes
Nada malo sucederá
Sin tu permiso.



Atrapa la espada fuertemente,
Y  toma la ofensiva
No lastimes a tus adversarios,
Ellos mismos encargaran de hacerlo
Mas solo demuéstrales tu poder
Así los ahuyentaras y sabrán
Con quien se han metido

Reúne  tus mejores soldados
Deja atrás los débiles
Que permanezcan en casa
Porque al momento de herir a uno
Caen todos

Estas listo?
No hay tiempo para arrepentirse,
El suelo esta nublado
El cielo empantanado
La luna ardiente
Y el sol helado
Y tú sigues pensando igual?

Nada es como le veías antes
Todo transmuta, y varía
Date cuenta, adáptate
Porque el destino  te dejará atrás
En el  obtuso cofre de los lamentos

No puedo conciliar no que no entiendo
Dolores en el pecho,
Ganas de acabar rendido
Nada está perdido
Mis guerreros me han levantado
Y nuevamente estoy listo para lo desconocido.

Un grito mudo desde lo más profundo de mi ser
Se escucha con las ideas
De las imperfecciones
Vueltos miedos sin sentido

Me dejaré de rodeos y caminare solitario
En un puente colgante
Hacia el arcoíris del nirvana.


¿ Te gustó este poema? Compártelo:
Compartiendo el poema con tus amigos en facebook ayudas a la difusión de estas bellas creaciones poéticas y ayudas a dar a conocer a los poetas.




 Compartir
Redes sociales
Facebook Twitter Google Bookmark MySpace Fresqui Meneame